Escucha mis producciones Dance:

Buscar en este blog

Cargando...

La humanidad utópica de Silos. Un mundo sin fanatismos.

Hubo una vez una persona que aseguraba, además de haber viajado en el tiempo, de haber vivido en un mundo paralelo, en donde el fanatismo era una conducta totalmente desconocida y por ende, su palabra descriptiva.

Yo le pregunté, por medio de un tono de voz revestido de dudas, aunque no con descreimiento en mis palabras, -Oye Silos, ¿como era ese mundo utópico del que me cuentas?- a lo que él me respondió con las siguientes palabras: 

-Escucha, paso a contarte; en aquél mundo totalmente desprovisto de ese tan destructivo sentimiento, y que aquí, en tu mundo, lo llaman fanatismo; la evolución de su sociedad, a través de los siglos, se fue dando sin ninguna de las causas de fanatismos que existen y dividen tu sociedad en una especie de bandos en constante vorágine de odio y violencia irreconciliables. Religión, partidos políticos, cuadros deportivos, y un gran etcétera, respecto de lo cual te paso a detallar seguidamente.

Antes de que Silos continuara con su elocución le volví a preguntar, y fue lo siguiente: -Pero, estimado Silos, ¿cuales son esos sentimientos de fanatismos que no se conocen en aquel mundo paralelo del que me hablas?

-Es justamente lo que te comenté antes y te estaba por decir a continuación. Mira estimado, en aquel mundo, que para ti es utópico, allá es una realidad absoluta, en donde no se conocen las religiones de ningún tipo, ya que las sociedades antiguas, en el preciso momento de querer comenzar a darles una explicación a las cosas que no comprendían, optaron por obtener las definiciones mediante dos vías de razonamiento, una fue la de razonar individualmente, a solas y en silencio, y la otra vía fue la de pensar aquello desconocido en conjunto, por medio de constantes reuniones entre ellos para debatir respecto del objeto de análisis, de modo de obtener una primera y relativa verdad a priori de dicho objeto o suceso, del que necesitaban poder desvelar lo que ocultaba. Posteriormente, muchos años después de utilizar frecuentemente estos dos métodos de razonamiento, se formaron grupos, corrientes de pensamiento y sociedades filosóficas bien definidas y estructuradas, con el objeto de que lo que hasta cierto momento era desconocido para todos, después de aplicar aquellos dos métodos de razonamiento, varias verdades consensuadas salían a la luz, conformando una verdad cercana a lo absoluto, por lo que lo desconocido, a partir del conocimiento de sus propiedades intrínsecas  siempre era, y hasta ahora es, desvelado.

-Pero... dime Silos, ¿nunca se les ocurrió a nadie, en aquel mundo paralelo sin fanatismos, explicar aquello desconocido por medio de una fuerza o entidad superior?

-¿A que le llamas: "fuerza o entidad superior" estimado?

-A que... al no poder encontrar en tiempo y forma las respuestas a sucesos u objetos desconocidos, pudieran relegarle el trabajo de hacerlo, a un ente inteligente y muy superior a ustedes, y al cual rendirle culto por el hecho divino de poderles llenar ese vacío que esos dos métodos de razonamiento que dices, no lo pueden hacer en sus vidas sedientas de saber y creer.

-Para nada estimado... para nada. Mira, te explico... hubo un iluminado que, en el momento de que las dudas crecían, las deducciones en base a la razón eran hasta ese instante, inútiles, y las personas comenzaban a sentirse vacías internamente por no comprender lo que tenían frente a sus ojos, por lo cual él les dejó una gran enseñanza, y que fue la siguiente: "Hermanos, no crean que por no obtener una respuesta a sus constantes y normales preguntas sedientas de saber, debamos tratar de confiar algo tan importante como una verdad, a algo o a alguien que no sea de nuestra propia naturaleza. Si nuestra especie necesita saber sobre algo, la respuesta la dará nuestra misma especie, y no una entidad ajena a ella y que no se conoce. Solo debemos esperar el momento correcto, usar los dos métodos, o sea, el de pensar introspectivamente en silencio, y además, también en conjunto con nuestros hermanos. Ningún suceso u objeto se escapa a que sea explicado y develado por medio del uso de la razón, aunque ésta no lo pueda hacer en tiempo y forma, ya que esto último se corresponde a otras particularidades alrededor del evento u objeto, y que tampoco hemos comprendido. Pero, al momento de entender todas esas particularidades, entenderemos lo general... y obtendremos las respuestas... se los aseguro".

-Entiendo muy bien Silos, pero... esa forma de usar el razonamiento instrospectivo junto con el razonamiento en conjunto, ¿como pudo ser global? Ese iluminado del que me hablas, ¿de que manera pudo afectar a todos los habitantes de aquel mundo paralelo que visitaste, como para que no se crearan cultos y adoraciones a deidades en otras partes de ese mundo?

-Una buena pregunta estimado... una buena pregunta... y la verdad, es que ese iluminado fue el primero de su tipo en el mundo y pudo y supo contagiar a tiempo con su ejemplo a otras personas, con lo cual se generó un efecto dominó que recorrió todos los rincones del mundo. Simplemente pudo hacer ver, por medio de su propio ejemplo, que lo que no es posible de explicar en tiempo y forma, es porque es necesario saber antes, muchas cosas mas, respecto de las particularidades de un suceso u objeto, de modo de arribar luego, a una verdad consensuada del todo. Este contagio fue como un efecto dominó global.

-¡Tuvieron suerte de que eso pasara Silos!, porque aquí no pasó, ya que el odio y la división de las masas se esparció en todas partes de esta tierra.

-¿Suerte dices?, lo que querrás decir es que, por algún motivo explicable por el uso de la razón, y que tu y yo todavía no comprendemos del todo, ese comportamiento de aquel iluminado pudo transmitirse por toda la faz de ese mundo paralelo en el cual estuve, de tal manera que el fanatismo, que en éste, tu mundo, le llaman religioso, no suceda.

-Puede que tengas razón Silos, pero... ¿y de los demás fanatismos, que me dices? Los fanatismos que causan la existencia de los partidos políticos, de los deportes extremadamente divisores de las masas, de los ídolos de la música y la televisión... ¿Como se los manejó en ese mundo paralelo que visitaste, para que no se generara ese tan aberrante sentimiento que aquí en mi mundo llamamos fanatismo?

-Pues, te diré estimado, en cuanto al fanatismo que en este mundo generan indirectamente los partidos políticos; y he comprobado que son de una magnitud inimaginable comparado con aquel mundo paralelo sin fanáticos que visité; propician el odio, el enfrentamiento y la división de las personas solamente, por una ideología política. En este punto estimado, juega mucho la apertura mental que tenga cada individuo, por medio de la cual podrá aceptar con sabiduría las opiniones de sus contrarios políticos sin llegar al fanatismo.

-Ok Silos, pero en ese mundo paralelo que fuiste, ¿como es la política y los partidos políticos, como para que no haya fanatismo partidario?

-Te cuento estimado, allí no hay fanatismos debido a que no existen los partidos políticos, ya que solo permanece inalterable una única ideología, y que es la ideología del bien común.

-¡Pero Silos!, y el sistema parlamentario, ¿como lo manejan sin los partidos políticos?, ¿como hacen para votar las leyes para llegar a ese bien común que me dices?, ¿como se elijen los candidatos?

-Muy fácil estimado... pensemos... aquí en tu mundo, un partido político es un grupo de personas que para decidir el bien común de la sociedad de este mundo, se llega a obtener, al final de los debates, una sola decisión, o sea una sola voz, por cada partido político, el cual indica la mejor manera que razonaron de obtener ese bienestar colectivo; siempre desde el punto de vista de un partido. O sea, es un grupo de personas que resulta luego, en una sola voz. Exactamente lo mismo, aunque con alguna variante, sucede en aquel mundo paralelo que yo visité, en donde en los parlamentos se reúnen personas individuales que han sido votadas por el voto popular (al igual que al presidente y su gabinete), pero que en este caso, no representan a un partido político, sino a ellos mismos, por lo que todos tienen sus opiniones, medidas, propuestas y deseos para el bienestar de la sociedad que representan, pero con la diferencia de que el consenso no se da por mayoría, de parte de un partido político, sino por mayoría de ¡¡¡propuestas mayormente aceptadas como razonables!!! para la mejora de la sociedad en su conjunto. Cuando todas esas verdades individuales son consensuadas en una sola verdad casi absoluta, la decisión tomada es la que se aplica para ese bien común que te decía. Y al no haber partidos políticos, la sociedad concentra sus energías en controlar como piensa y actúa cada representante individual, en lugar de tener que "inferir" como piensa y actúa un partido político con muchas personas dentro. Las personas podrán discutir entre ellas respecto de como piensa uno o varios representantes, pero sin identificarse con ninguno de ellos ya que no existen ideologías que encadenen psicológicamente a las personas. Solo existen... personas... y no ideologías políticas. Por esto y bastante mas, es que allí no existe el fanatismo político, por lo tanto el odio y la división de la sociedad tampoco existen.

-Entiendo muy bien Silos... ojalá se aplicara algo parecido en el que es éste, mí mundo... y respecto del fanatismo deportivo... ¿como lo manejan en aquel mundo paralelo?

-En ese mundo al que tuve el honor de viajar, el fanatismo en el deporte es nulo, ya que el deporte solamente es concebido para el mejoramiento de cada individuo, tanto en lo físico, como en lo mental, no existiendo ningún tipo de cuadros deportivos, con el cual diferentes sectores de la población se puedan identificar con ellos. El deporte allí es solo para el mejoramiento psicofísico del individuo y en lo que respecta a contrarrestar el sedentarismo, lo cual es muy parecido a este mundo tuyo estimado. De esta manera, tampoco se desatan odios porque uno sea de tal o cual equipo de football, o de tal o cual equipo de Basquetball, etc. El odio y la división de las masas, aquí tampoco se dan en absoluto.

-Querido Silos, cada vez que avanzas en responder a mis preguntas, mas ganas me dan de irme a vivir a ese mundo paralelo, y que a la vez es utópico para mi, ya que el fanatismo en todos aquellos aspectos ha destruido muchas vidas... muchas vidas, muchos sueños, muchos proyectos... ha destruido familias enteras, ha dividido países enteros por ese maldito fanatismo, ha quemado personas en la hoguera gracias a esa barbarie del fanatismo, y ha llevado a cometer uno de los mayores crímenes que nuestra humanidad pueda haber soportado jamás... y que es el de borrar de un plumaso, la tolerancia, la empatía, la libertad de pensamiento, la igualdad, la introspección, y un gran etcétera. Yo me pregunto, querido Silos, ¿cuando será el día que la humanidad madure hacia anteponer las virtudes antedichas por sobre todo tipo de fanatismo?... ¡¡¡cuando!!!

-Tienes razón estimado, el mundo que yo conocí, es un mundo increíblemente evolucionado hacia la espiritualidad con sigo mismo, cada persona allí es dueña de si misma, han llegado a tener tal nivel de autoconocimiento que ni siquiera las fuerzas del orden tienen tanto que hacer. Es maravilloso haber podido descubrir, en mi visita a ese mundo paralelo, que ese autoconocimiento, en gran medida, les fue posible conseguir, gracias a la ausencia de todo tipo de fanatismos y ataduras psicológicas en sus mentes, por lo que todas las demás virtudes se les aprehendieron por añadidura.

-Bueno querido Silos, espero que te quedes en nuestro mundo para contar tus vivencias allí a la mayor cantidad de personas posibles... yo lo denomino a eso... repartir conciencia... y eso es lo que se debe hacer en este mundo imperfecto... concientizarnos de quienes somos, quienes están a nuestro lado y hacia donde nos queremos dirigir... ¿hacia mas fanatismo destructivo?... o ¿hacia un mayor nivel de conciencia, de amor y de unidad constructivos?

-Si estimado, me quedaré aquí, ya que solo es posible ver ese mundo paralelo una sola vez, porque después, y como tu dices, mi deber es... predicar con el ejemplo.

-¡¡¡Silos!!!... ¿tu eres aquel iluminado?... ¡¡¡Silos!!!...

Nelson J. Ressio

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...